images

La primera redacción de esta novela tuvo como título “La Muerte Feliz”.

Meursault es un joven que vive en Argel y cuya vida transcurre entre el trabajo y su apartamento, en un edificio anodino y unos pocos conocidos o amigos.

La primera parte nos sitúa ante un Mersault que asiste con indiferencia al entierro de su madre, fallecida en un asilo y continuando después su vida con normalidad, como si nada hubiera ocurrido. El tórrido y caluroso sol de Argel, asfixia a los pocos acompañantes durante el recorrido hasta el cementerio.

Las relaciones con María (amante) son normales, también lo son con Raimundo, su vecino; con este último se inician de una manera algo abrupta pero cotidiana. Y quizás por apatía, quizás para romper la espesa monotonía, lo llevan a compartir problemas, escribiendo una carta a su amante que trae como consecuencia un conflicto sentimental, finalizado con un arreglo de cuentas en una playa entre Raimundo y el hermano árabe de su amante, al que Meursault termina asesinando con disparos de revólver. Todo casi casual, todo enmarcado en el protagonismo de alguien que podríamos definir como el antihéroe de una novela.

La segunda parte rompe con la vida más o menos desmotivada y falta de alicientes, mostrándonos a un Meursault detenido y llevado a la justicia. El juicio estará bañado de reflexiones sobre la vida y la muerte, sobre el bien y el mal; conceptos tremendamente manipulables, distorsionando las cualidades humanas del reo, siempre al servicio de un ambicioso fiscal. Éste, tergiversará los hechos y la trayectoria o vida personal del detenido, donde tras un largo proceso, se determinará la condena a pena de muerte.

descarga

 

La novela se lee de un tirón; es corta en páginas, pero no exenta de contenido. Todo lo contrario. Albert Camus posee la virtud de saber condensar su narración, eludiendo o evitando magistralmente los rellenos o exposiciones, tantas veces innecesarios, como monótonamente aburridos.

Albert Camus: siete de noviembre 1913 – cuatro de enero 1960

BLOG LITERARIO

 

 

 

 

Un comentario sobre “-MAYO (El Extranjero)

Los comentarios están cerrados.